Protección pasiva contra el fuego

La pintura intumescente es una de las alternativas para conseguir una estabilidad entre el fuego en las estructuras metálicas.

Este tipo de pinturas reaccionan ante la acción del calor su componentes tienen una reacción química de intumescencia progresiva que dan lugar a una masa carbonosa con un coeficiente de transmisión térmica muy bajo, mil veces menor que el del acero, su grosos aumenta unas cincuenta veces su volumen inicial, la pintura se transforma en grueso capa aislante que protege la estructura metálica de la acción del fuego.